La chocolatada


Chocolatada

La hacíamos el día nochevieja, cuando todavía no teníamos edad para salir de fiesta a Sahagún.

Nos juntábamos todos los chicos del pueblo por un lado, y las chicas por otro. Comprábamos chocolate de hacer, pastas surtidas, melocotón en almíbar, bebidas y todo lo que podíamos comprar con el dinero que habíamos escotado. El chocolate lo hacía alguna de las madres.

Por la noche, después de tomar las uvas en casa, nos juntábamos todos. Normalmente nos juntábamos en una casa vieja de algún familiar, que era poco más que un pajar o cuadra, pero que nos servía de maravilla para ese día.

También solíamos llevar música para acompañarnos en la velada, que solía durar toda la noche. Y así pasábamos la noche, comiendo el chocolate acompañado de las pastas y demás viandas y escuchando música.

Con el tiempo, te vas haciendo mayor, sales de fiesta, y vas dejando “la chocolatada” para las generaciones posteriores.

De todas formas, aunque no con aquel encanto, es algo que se sigue haciendo, ¿Quién no ha tomado chocolate o sopas de ajo después de nochevieja, ya por la mañana?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: